Stephen Chbosky, autor de la novela, guionista y director de la película, para mi gusto está demasiado enamorado de su obra y el resultado son unos personajes y unos diálogos insoportables gracias a que falta todo el desarrollo que se da en la novela. En la película se limitan a soltar frases supuestamente trascendentes y memorables que fuera de contexto dan como resultado escenas ridículas y pretenciosas hasta decir basta.
A lo mejor debutar como director adaptando tu propia novela no es la mejor idea del mundo.
SI te interesan este tipo de historias recomiendo mucho más leer el libro (aunque no sea la gran cosa) que ver la película, para mi fue una experiencia bastante más satisfactoria. Y aquí me voy a terminar de ganar el odio de Tumblr, pero la Sam del libro es mejor personaje e infinitamente más guapa que Emma Watson.

Stephen Chbosky, autor de la novela, guionista y director de la película, para mi gusto está demasiado enamorado de su obra y el resultado son unos personajes y unos diálogos insoportables gracias a que falta todo el desarrollo que se da en la novela. En la película se limitan a soltar frases supuestamente trascendentes y memorables que fuera de contexto dan como resultado escenas ridículas y pretenciosas hasta decir basta.

A lo mejor debutar como director adaptando tu propia novela no es la mejor idea del mundo.

SI te interesan este tipo de historias recomiendo mucho más leer el libro (aunque no sea la gran cosa) que ver la película, para mi fue una experiencia bastante más satisfactoria. Y aquí me voy a terminar de ganar el odio de Tumblr, pero la Sam del libro es mejor personaje e infinitamente más guapa que Emma Watson.